99 cosas para amar de ti mismo

¿Cuándo fue la última vez que hiciste un inventario de todas las cosas que te gustan de ti?

Si nunca lo has hecho, ahora es el momento de intentarlo.

¿O por qué más estarías aquí?

Después de todo, la verdadera humildad es imposible sin amor propio.

Puedes apreciar todo lo que hay de amor en ti sin ser arrogante o ciego ante tus debilidades.

Entonces, ¿cuáles son las cosas positivas sobre ti?

¿Y cuánto puede durar una lista? Uds ¿fabricar?

99 de las mejores cosas para amar de ti mismo

Una vez que haya revisado la siguiente lista, haga una propia titulada “Lo que me gusta de mí” o “Mis cosas favoritas sobre mí”.

Vea si puede encontrar al menos tantos como los que ve aquí.

1. Tu capacidad de amar

Amar a los demás y ser amado hace que valga la pena vivir la vida. Y empezamos temprano.

2. Tu personalidad

Nadie más tiene tu personalidad única. Es un trabajo en progreso, pero vale la pena celebrarlo.

3. Tu creatividad

Incluso si no te enorgulleces de ser innovador o artístico, tu mente es intrínsecamente creativa.

4. Tus relaciones

Las relaciones amorosas están en lo más alto de tu lista de las mejores cosas de la vida.

5. Tu familia

Harías cualquier cosa por ellos. No es una familia perfecta, pero es la tuya.

6. Tu perspectiva

Cambia a medida que aprendes más y creces. Y no te avergüenzas de compartirlo.

7. Tu sentido del humor

No todos lo entienden o lo aprecian. Pero lo hace.

8. Tu sonrisa

Una sonrisa genuina cambia la forma en que piensas sobre algo o alguien. Es magia.

9. Tu risa

Cuando te ríes, tiene un efecto positivo inmediato en tu cuerpo y mente. es terapia

10. Tu sentido de la dirección

Está aprendiendo a confiar en su sistema de guía interno.

11. Tus ojos

No tienen que ser perfectos. ¿Qué es lo que más amas de ellos?

12. Tu cabello

Hay algo para amar en cada tipo de cabello que existe.

13. Tus dientes

Si los tiene y funcionan según lo previsto, es motivo suficiente para celebrar.

14. Tu piel

Piensa en lo que tu piel hace por ti a diario. Muéstrale un poco de amor hoy.

15. Tu cuerpo

Tu cuerpo es exactamente el que necesitas para convertirte en la persona que naciste para ser.

16. Tu nariz

Es fácil dar por sentada la respiración nasal hasta que se resfría.

17. Tus oídos

No se trata solo de lo que hacen por ti. ¿Qué te gusta de tus oídos?

18. Tus hombros

Considere el peso que pueden llevar (tanto literal como figurativamente).

19. Tu estómago

Cuando tu intestino no funciona como debería, lo sientes en todos los niveles.

20. Tu corazón

Tómese un momento para apreciar los latidos de su corazón y todo lo que significa para usted.

21. Tus pulmones

Por qué hacer nos sentimos más tranquilos cuando nos enfocamos en nuestra respiración?

22. Tus riñones

Esos frijolitos trabajadores trabajan día y noche para mantener tu sangre limpia.

23. Tu hígado

Agradezca a su hígado por todo lo que hace, desde el metabolismo energético hasta el apoyo inmunitario y la desintoxicación.

24. Tus huesos

No es solo lo que hacen, sino lo que hay dentro de ellos (al igual que tú).

25. Tu páncreas

Este pequeño caballo de batalla ayuda a estabilizar los niveles de azúcar en la sangre, que afectan todo.

26. Tu glándula tiroides

Una tiroides disfuncional afecta el metabolismo, la función intestinal, la frecuencia cardíaca, la sensación de temperatura y la regularidad menstrual.

27. Sus intereses

Sus intereses son muchos y variados. Y fácilmente haces conexiones entre ellos.

28. Tu educación

Agradece lo que has aprendido hasta este punto, donde sea y como sea que lo hayas aprendido.

29. Su inteligencia financiera

Si eres bueno con el dinero, puedes hacer que un poco rinda más que la mayoría.

30. Tu conocimiento tecnológico

Conoces la tecnología. Y siempre estás aprendiendo.

31. Tu paciencia

La paciencia es algo que aprendes practicándola, con los demás y contigo mismo.

32. Tus sentidos

Agradece los sentidos que tienes y lo que te permiten experimentar.

33. Tu intuición

Has llegado a confiar en esa voz interior. Es mucho más rápido que tu mente pensante.

34. Tu sensibilidad

Por desafiante que pueda ser, su sensibilidad le da una ventaja cuando se conecta con los demás.

35. Tu mente abierta

Da la bienvenida a perspectivas diferentes a las suyas, y lo que puede aprender de ellas.

36. Tu sentido del estilo

Cuanto mejor conozcas tu verdadero yo, más lo reflejará tu estilo.

37. Tu gusto por la música

No todo el mundo comparte tu gusto por la música, pero sabes lo que te gusta.

38. Tu amor por la lectura

Su lista de TBR (“para leer”) es larga. Si pudieras leer para ganarte la vida.

39. Tu gusto por los libros

Tienes un radar incorporado para los tipos de libros que te mantienen despierto por la noche (lectura).

40. Tu Gusto en Películas/Entretenimiento

Te acuerdas de los que más has disfrutado. Y no dudas en defenderlos.

41. Tu habilidad para ver lo bueno en otras personas

Crees que todos tienen algo bueno en ellos, independientemente de las elecciones que hayan hecho.

42. Tu pasión

Cuando crees en algo o alguien, tu pasión es palpable.

43. Tu confianza

Conoces tu valor y no rehuyes defenderte a ti mismo.

44. Tu habilidad para confiar

Has aprendido que el amor vale la pena el riesgo. Y su confianza inspira a otros a hacerlo mejor.

45. Tu autocontrol

Tú gobiernas tus apetitos, no al revés.

46. ​​Tu determinación

No te rindes sin darlo todo, especialmente cuando el resultado afecta a otros.

47. Tu inteligencia

Su mente es abierta, ágil y adaptable. Incluso cuando estás jugando, estás aprendiendo.

48. Tu compasión

Cuando ves sufrimiento, quieres aliviarlo. No te complace el dolor de nadie.

49. Tus abrazos

Das un gran abrazo. Y aprecias lo mismo de los demás.

50. Tu naturaleza afectuosa.

Te apresuras a ofrecer uno de tus abrazos de clase mundial, aunque no se los impones a nadie.

51. Tu generosidad

Eres rápido para compartir tus recursos con otros, especialmente con aquellos que los necesitan.

52. Tus talentos

Aprecias tus talentos y te esfuerzas por aprovecharlos al máximo.

53. Tus habilidades

Estás orgulloso de las habilidades que has aprendido y disfrutas de darles un buen uso.

54. Tu fuerza

Estás agradecido por la fuerza que tienes, en tu cuerpo o en tu mente (o en ambos).

55. Tu tenacidad

Te aferras a tus objetivos y sigues avanzando hacia ellos, incluso cuando las cosas se ponen difíciles.

56. Tu resiliencia

Sea lo que sea lo que te depare la vida, te adaptas y sigues adelante.

57. Tus debilidades

Todo el mundo los tiene, y tú no te avergüenzas de los tuyos. Aceptas tu imperfección.

58. La forma en que funciona tu mente

Amas tu mente y la forma en que aborda nuevos problemas y nuevas personas.

59. Tu habilidad para aprender de tus errores

Para ti, cada error es una oportunidad de aprendizaje. No te detengas en los aspectos negativos.

60. Tu habilidad para sentir alegría y celebrar

Te conectas con la alegría de los demás y la sientes con ellos. Y tú compartes el tuyo.

61. Su capacidad para sentir tristeza y duelo

Te afliges con los que sufren. Y no permites que tu tristeza te aísle.

62. Tu capacidad de curar

Eliges la curación para ti, tal como la quieres para los demás.

63. Su capacidad para ayudar a otros a sanar

Su consideración hacia los demás les recuerda que son amados y acelera su curación.

64. Tu amor por la justicia

Tienes una baja tolerancia a la injusticia. Y no tienes miedo de llamarlo y tomar acción.

65. Tu entusiasmo por la vida

Claro, algunos días son duros, pero la vida es hermosa. No querrás perderte nada.

66. Tu amor por la belleza

Ves belleza y magia dondequiera que estés. ¿Cómo tuviste tanta suerte?

67. Su disposición a aceptar los inconvenientes por un bien mayor

No le importa sacrificar su conveniencia para obtener algo mejor, incluso si no es para usted.

68. Tu tierno corazón

Eres un “corazón sangrante” certificado y estás orgulloso de ello.

69. Tu sentido de la aventura

Anhelas emoción, al menos parte del tiempo. Y no tienes miedo de correr riesgos.

70. Tu sentido de la diversión

Necesitas tu dosis diaria de diversión. Y te encanta traer alegría a los demás aún más.

71. Su capacidad para pensar fuera de la caja.

Su apertura a diferentes perspectivas hace que su pensamiento sea más flexible y creativo.

72. Tu empatía

Te identificas fácilmente con los demás, sintiendo algo de lo que ellos sienten.

73. Tu disposición para ayudar a los demás

Siempre estás dispuesto a echar una mano a quien lo necesite. Te ves a ti mismo en los demás.

74. Su capacidad para beneficiarse de un buen consejo

Prestas atención, reflexionas sobre el consejo y luego lo aplicas.

75. Su consideración hacia los demás

Te anticipas a las necesidades de los demás y haces lo que puedes para satisfacerlas y traer consuelo.

76. Tu habilidad para decir “no”

No dejes que la gente se aproveche de ti. No eres el felpudo de nadie.

77. Tu ingenio

Tienes la habilidad de encontrar usos nuevos y creativos para las cosas.

78. Tu ingenio

Combinas inteligencia e ingenio para encontrar soluciones creativas.

79. Tu aplomo

Te mueves y te comportas con gracia y facilidad amistosa.

80. Tu presencia dominante

Hay algo en ti que llama la atención cuando entras en una habitación.

81. Su silenciosa eficacia tras bambalinas

Te mueves como un fantasma, pero tienes la habilidad de hacer bien las cosas.

82. Tu habilidad para reinventarte a ti mismo

Sabes que nunca es demasiado tarde para convertirte en la persona que quieres ser. Y estás todo dentro.

83. Tu tendencia a centrarte en lo positivo

Buscas el lado positivo de cada situación y eliges enfocarte en eso.

84. Tus peculiaridades o peculiaridades

Todo el mundo tiene peculiaridades, pero no todo el mundo se describe como “peculiar”. Tu rareza es legendaria.

85. Tu capacidad de hiperconcentración

Trabajas con un enfoque similar al de un láser, desconectándote de todo lo demás. Es una superpotencia.

86. Tu habilidad para ser un buen oyente

Priorizas la escucha activa, para que todos los que confían en ti se sientan escuchados y respetados.

87. Tu habilidad para crear belleza

Eres un creador. Y disfrutas creando cosas hermosas.

88. Su capacidad para ver ambos lados de un problema

Te esfuerzas por comprender diferentes puntos de vista por respeto a las personas que los sostienen.

89. Tu sed de conocimiento

Tu curiosidad te impulsa a aprender todo lo que puedas sobre las cosas que te interesan.

90. Su fiabilidad y honradez

Contigo, cada secreto está a salvo. Y las personas en tu vida saben que pueden contar contigo.

91. Tu disposición para hacer cosas que te asustan

Una vida pasada en tu zona de confort no es vida en absoluto. Te estiras y superas tus límites.

92. Su capacidad para tranquilizar a los demás

Tienes el don de ayudar a otros a sentirse más tranquilos y concentrados.

93. Tu habilidad para improvisar

Eres bueno improvisando cuando no tienes tiempo para prepararte.

94. Tu naturaleza privada

Prefiere mantener en privado sus asuntos personales, y eso le ha servido bien.

95. Tu sentido del romance

Estás lleno de ideas para mantener vivo el romance y celebrar el amor de tu vida.

96. Tu sentido del tiempo

Tienes una extraña habilidad para decir (o hacer) lo correcto en el momento adecuado.

97. Tu memoria

Es casi aterrador lo bien que recuerdas detalles específicos de momentos de tu pasado.

98. Tu disposición para cubrir las espaldas de tu amigo

Tienes la espalda de tu amigo cuando el mundo se vuelve contra ellos. Y ellos tienen el tuyo.

99. Tu disposición para perdonar

Ustedes desear perdonar a todos los que te han hecho daño. Prefieres reconciliarte y estar en paz que castigarte con rencor.

Ahora que has revisado esta lista de cosas que te encantan de ti mismo, ¿cuáles resonaron contigo? ¿Y qué más se te ocurre?

Similar Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.