9 maneras de abrirse a la gente

Un círculo social pequeño o inexistente lo privará de oportunidades para relaciones significativas.

Esta falta de conexión humana puede afectar su bienestar.

¿Es posible que te estés cerrando a la gente?

Si es así, está haciendo que sea mucho más difícil desarrollar amistades basadas en la autenticidad y la cercanía.

Aprender a abrirse contribuirá en gran medida a resolver este problema, pero es posible que saber cómo abrirse a las personas no sea algo natural para usted.

Todo no esta perdido.

Las técnicas para volverse más abierto no son complicadas.

¿Por qué no puedo abrirme a la gente?

Abrirse a las personas puede hacerte sentir vulnerable e inseguro. La mayoría de nosotros tendemos a evitar estos sentimientos porque no queremos exponernos a juicios y otras reacciones negativas.

Sin embargo, los psicólogos de la Universidad de Mannheim en Alemania han identificado a través de Estudios de investigación una diferencia entre cómo experimentamos nuestra propia vulnerabilidad y la vulnerabilidad en los demás.

Múltiples estudios indicaron que las personas ven su vulnerabilidad como una amenaza muy concreta, pero ven la vulnerabilidad de otras personas como un problema abstracto.

La abstracción disminuye su percepción de ello como un problema en los demás. General, expresión de vulnerabilidad Construyó confianza entre las personas, aumentó el perdón y profundizó las relaciones.

Además de estas tendencias humanas generales, es posible que tenga experiencias individuales que lo impulsen a ocultar sus pensamientos y sentimientos.

Las razones comunes por las que las personas no pueden abrirse incluyen:

  • Miedo a la vergüenza
  • Ansiedad por el juicio
  • La creencia de que todas las personas son malas.
  • Traiciones anteriores en la vida.
  • Una educación que valoraba el ocultamiento de las emociones.

¿Cómo te abres emocionalmente?

Las personas abiertas no piensan demasiado en cuáles serán las reacciones de las personas cuando compartan sobre sí mismas.

Por otro lado, puede evitar revelar su mundo interior y su yo auténtico porque imagina escenarios devastadores de rechazo o ridículo.

Aunque todos necesitamos filtrar un poco lo que compartimos, una expresión moderada de sus pensamientos y sentimientos honestos no arruinará su vida.

Para iniciar el proceso de apertura:

Cómo abrirse a la gente: 9 maneras de revelar más de ti mismo

¿Cómo empiezas a abrirte a alguien? Estos consejos te ayudarán a abrir la puerta a tu personalidad en lugar de mantenerla cerrada como siempre lo haces.

1. Realmente escucha a la gente

Analizar lo que podría decir y la respuesta a sus palabras podría distraerlo de las oportunidades de participar en una conversación. Cuando escuchas a la gente, puedes escuchar algo con lo que te puedes identificar.

Luego podrías decir: “Oh, sé cómo se siente”, y describir lo que te sucedió. Este intercambio podría construir una conexión.

La persona se siente escuchada y aprendió que usted compartió el sentimiento.

2. Concéntrate en el momento

Cerrarte es una forma de protegerte de las consecuencias, como reconocer tus propios sentimientos o arriesgar el juicio de los demás.

Cuando te quedas en el momento, te liberas de la restricción de predecir todos los resultados posibles. Todos necesitamos expresarnos a veces, y está bien dejar que fluya cuando estás con alguien dispuesto a escuchar.

3. Comprométete a decir algo específico sobre ti

Te has refugiado detrás de la seguridad de respuestas genéricas como “Estoy bien” durante demasiado tiempo. La próxima vez que alguien te pregunte cómo estás, trata de decir algo real.

No tienes que desnudar tu alma, pero podrías decir algo honesto como “Ojalá hubiera dormido mejor”.

El punto es no enterrar tu realidad con pequeñas mentiras piadosas. Si tu perro murió la semana pasada y te sientes triste, responde la pregunta con sinceridad y di: “Todavía estoy triste por perder a mi perro”.

4. Aférrate a los intereses compartidos

Enseñarte a ti mismo a ser una persona más abierta no tiene que empezar por revelar tus secretos más personales. Te transformas con pequeños pasos y los intereses compartidos te permiten expresar tus puntos de vista auténticos.

Si a alguien le gustan las motocicletas y a ti también, representa una base para tener una conversación interesante y construir una amistad.

El interés compartido podría ser cualquier cosa, como autores, programas de televisión, ir a subastas o pescar.

5. Sé tú mismo

Esta es la difícil, ¿no? Te cuidas tanto porque te preocupa que la gente te rechace.

Podrías suponer que a nadie le importa saber nada sobre ti. A algunas personas les importa si les das una oportunidad.

No seas falso solo para encajar. Eso no es abrirte y hacer una conexión. Di lo que piensas honestamente, siempre y cuando no hieras tus sentimientos, para que las personas tengan la oportunidad de conocerte.

6. No seas crítico

Conectarse con las personas depende de que se sientan aceptados y seguros. No necesariamente tienes que estar de acuerdo con alguien, pero no debes hacer que una persona se sienta juzgada.

Ser una persona abierta implica la voluntad de aceptar los puntos de vista y los sentimientos de otras personas. Se supone que es un proceso recíproco. Esencialmente, no le des a la gente una razón para excluirte mientras tratas de abrirte más.

7. Ajusta tu lenguaje corporal

¿Estás siempre buscando la salida? ¿Cruzas los brazos o miras hacia abajo cuando las personas intentan hablar contigo?

El lenguaje corporal comunica inmediatamente si estás abierto o no. Tu hábito de cuidar tu yo interior será evidente en tu cuerpo.

Trate de cambiar su cuerpo a una postura más abierta. Enfréntate a la gente. Relaja tus brazos. Inclínate un poco hacia adelante cuando alguien hable. Es posible que se sorprenda de lo lejos que puede seguir la mente cuando el cuerpo lidera.

8. Fomente las conexiones con personas que ya conoce

Cuando anhelas apoyo humano con un problema, ¿dudas en comunicarte porque no quieres molestar a una persona con tu confusión?

Para evitar esta situación, debe mantenerse en contacto con las personas de manera informal que son apuestas bajas. Invite a un compañero de trabajo a almorzar con usted. Habla con tus hermanos todas las semanas si puedes.

Las interacciones regulares cuando todo está bien hacen que sea más fácil buscar apoyo emocional cuando estás luchando con sentimientos agobiantes.

9. Celebra tus éxitos

Date una palmadita en la espalda cuando alcances uno de tus objetivos de “apertura”. Si compartiste un sentimiento genuino con alguien, anótalo como una victoria.

Repase mentalmente cómo se sintió al conectarse con alguien. El sentimiento fue probablemente positivo. Guarda esos comentarios para mantenerte motivado y seguir buscando la conexión humana que necesitas.

Pequeños cambios conducen a grandes recompensas

Aprender a abrirse no significa renunciar a su privacidad. Puedes tomarte un tiempo para contemplar tus sentimientos y decidir cuánto compartir, pero no te quedes en la fase de pensar las cosas por ti mismo.

No debe descartar los beneficios de abrirse a alguien. Esa persona puede tener una perspectiva que te ayude a sentirte mejor o incluso a resolver tu problema.

Si crees que no puedes abrirte a las personas en absoluto, entonces quizás hablar con un terapeuta sea un buen paso.

Un terapeuta puede ayudarlo a descubrir los problemas que le impiden experimentar una vida rica con relaciones de apoyo. El esfuerzo te recompensará si sigues intentándolo.

Similar Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published.